mision

UNESCO y Fundación Semilla por la No Violencia en Misión Centroamérica.

 

OREALC/UNESCO (Oficina Regional América Latina y El Caribe) a través de la sede en Santiago, desarrolló la Misión Prevención de Violencia Escolar en Centroamérica, donde Fundación Semilla acompañó a la delegación de profesionales para identificar los diferentes tipos de violencia vividas por las juventudes más vulnerables de Honduras, Guatemala y El Salvador, así como los factores que gatillan estas situaciones.

En este experiencia, nuestro Director Ejecutivo, el cientista político Matías Nieto, lideró los talleres entregados a los pares expertos docentes en dichos países, así como, a grupos de estudiantes y colectivos juveniles, donde lo experiencial de la metodología presentada motivó profundas reflexiones y análisis respecto de las miradas y prácticas de violencia instaladas social y culturalmente.

Cada contexto en particular se develó en los talleres, por tanto, fue posible obtener de primera fuente el sesgo de género, religioso y valórico que prima en cada sociedad y que, a su vez, permea el desenvolvimiento de las y los jóvenes en sus escuelas o en contextos privados.

Los resultados de esta misión se materializarán en una herramienta pedagógica para la prevención de la violencia escolar, la cual en su primera etapa fue testeada en cada taller y cuyo desarrollo estuvo a cargo de nuestros colaboradores Idemax. Eventualmente, además el acopio exploratorio será entregado como recomendaciones para el diseño de políticas públicas en el ámbito de educación para cada país.

Ha sido un gran honor participar de este importante iniciativa, gracias a la cual nuestra experiencia de 10 años trabajando en terreno con las juventudes en Chile, se ha corroborado. Con mayor fuerza trabajamos para que todos los actores sociales y educativos comprendan el impacto de la educación en la vida de niñas, niños y jóvenes. Una educación de calidad va mucho más allá de una escolarización, el sello de una educación de calidad hoy está determinada por la humanización del trabajo en el aula, por la empatía con las necesidades de las y los jóvenes, por una labor docente consciente y alineada con la realidad actual y, por sobretodo, por el respeto a la construcción de biografías en libertad y dignidad.

Por una Educación Para Transformar Vidas!!